TRADICIÓN ROSACRUZ

Logia Rosacruz Luz Del Sur n°15

Dicen las crónicas Rosacruces que, hace más de seiscientos años, un joven llamado Christian Rosenkreutz, ansioso del conocimiento que le hiciese Maestro de la Vida y Artífice de su propio Destino, emprendió un viaje hacia tierras de Oriente.

 

Llegado a la ciudad simbólica de Damcar fue recibido por los Sabios de la misma y allí le transmitieron sus secretos, que él desarrolló y mejoró. Después de algunos años de estudios en los que tuvo acceso a los más profundos secretos que transmitían a los elegidos las más altas inteligencias y Sabios de la Humanidad, fue capaz de leer el LIBRO DEL MUNDO, donde se pueden desentrañar los misterios más profundos de la Naturaleza.

Cuando se encontró preparado para enseñar y transmitir los secretos que le habían sido confiados, regresó a Europa, pasando primero por España donde, lo mismo que en otros países, sus conocimientos no fueron completamente comprendidos, por lo que decidió transmitir sus enseñanzas en secreto, reservándolas solo a quienes se hiciesen merecedores de ellas, y por ello se dirigió a tierras de Germania (simbólicamente significa Tierra de la Hermandad) donde estableció la primera Escuela Rosacruz, a la que llamó Casa del Espíritu Santo.

 

Allí transmitió a sus discípulos y sucesores la sabiduría que había adquirido en Oriente. Les enseñó a no ser esclavos del capricho del destino, y les transmitió el Secreto que les hacía Maestros de la Existencia, tal y cómo él lo había recibido cuando, valerosamente, emprendió la búsqueda de la Luz Interior. Y, cuando sus discípulos estuvieron preparados, se expandieron por todo el mundo para transmitir la Luz que habían recibido de su Maestro y que ellos se habían comprometido en compartir con las personas dignas que anhelasen ese conocimiento.

 

A edad muy avanzada, falleció Christian Rosenkreutz siendo enterrado en una tumba completamente desconocida por todos, según establecían las normas de la Hermandad.

 

Cuenta la leyenda que Uno de los Hermanos Rosacruces, haciendo unas obras de reforma en la Casa del Espíritu Santo, descubrió la entrada de la tumba del Maestro.

 

Una vez abierta esa tumba simbólica, encontraron en ella, tanto por su construcción muy reveladora en su simbolismo, como por manuscritos y documentos allí conservados, la Sabiduría que permitía restablecer de nuevo la Orden, a fin de que se pudiese seguir transmitiendo la Sabiduría Rosacruz a quienes fuesen merecedores de ella.

CICLOS DE LA ORDEN

Esta historia simbólica que hemos relatado revela uno de los grandes enigmas que han dejado perplejos a muchos historiadores que han pretendido conocer más acerca de nuestra Orden.

 

En algunos momentos de la Historia la vemos aparecer pujante, en uno o varios países y, después, desaparecer sin dejar rastro hasta volver a aparecer de nuevo en otro país.

 

No sólo en la crónica titulada Fama Fraternitatis, sino también en otros tratados Rosacruces, se recoge la norma de que la Orden debería estar activa e inactiva en ciclos progresivos que variaba entre los cien y los ciento veinte años. 

 

Los Rosacruces, profundos conocedores de la Naturaleza, saben y comprenden que todo se desarrolla por ciclos.

 

Todo nace, crece, se reproduce y muere, para volver a repetir el mismo ciclo una y otra vez. Como referencia directa tenemos las diferentes estaciones del año.

Logia Rosacruz Luz Del Sur n°15

Así también era, y es, necesario que la Orden Rosacruz se ajuste a los ciclos de la naturaleza; por ello, cada cierto tiempo, como norma de funcionamiento interno desde hace ya muchos siglos, la Orden aparece y desaparece según los ciclos mencionados, siendo su manifestación cada vez más perfecta y adaptada a su tiempo.

 

Por esta razón cíclica, la Tumba Simbólica de Christian Rosenkreutz ha sido abierta de nuevo para sacar a la luz los tesoros del conocimiento Rosacruz, y ofrecerla a los sinceros buscadores de una manera práctica y moderna.

PRÁCTICAS TRADICIONALES

Logia Rosacruz Luz Del Sur n°15

Los Rosacruces son una fraternidad esotérica, iniciática y tradicional, lo que indica que su profundo conocimiento de la naturaleza física, mental y espiritual del ser humano ha permitido el desarrollo de una técnica de desarrollo de la consciencia, y del despertar a las realidades superiores de la personalidad profunda del ser, que ha sido demostrada como altamente eficaz y válida durante siglos.

 

Los Rosacruces saben que el ser humano posee niveles de consciencia muy profundos, donde se encuentra un enorme y maravilloso potencial, y que para acceder a estos niveles de consciencia es necesario hablarle al Ser Interior en su propio lenguaje.

 

El lenguaje de los niveles superiores de consciencia humana es el de los símbolos, y se nos revela en los sueños, cuyas imágenes tienen un significado, en nuestras intuiciones e, incluso, en visiones espirituales. 

 

Un místico medieval dijo que: "Dios habla al hombre por medio de símbolos, y el hombre se comunica con Dios por medio de los símbolos que forma en su mente".

Por esta razón los Rosacruces, profundos conocedores de la naturaleza del ser, y de los símbolos, saben cómo unir sus enseñanzas con un aspecto simbólico para que, de esta manera, lo racional y lo emocional, lo físico y lo espiritual, lo humano y lo divino, se identifiquen y proporcionen a los estudiantes de nuestra Orden Venerable la mejor y más completa formación, así como la transmisión del conocimiento interior, aquel que convierte a quienes lo poseen en maestros de sus vidas y artífices de su destino.

 

Todos los miembros de la Orden Rosacruz tienen el privilegio de recibir las enseñanzas de nuestra hermandad en sus domicilios, y mantener, si así lo desean y tienen posibilidades de ello, un lugar especialmente dedicado al estudio y a la meditación, simbólicamente decorado, al que denominamos el "Oratorio Rosacruz".

 

Igualmente, los Rosacruces tienen la oportunidad de agruparse en Logias y participar, si lo desean, puesto que en la Orden Rosacruz hay una libertad absoluta y no se obliga a sus miembros a que mantengan contacto con otros miembros, en la formación tradicional e Iniciática que en ellas se imparte, y pueden ser Iniciados en los diferentes Grados de la Orden participando en unas bellísimas e impresionantes ceremonias simbólicas, donde los asistentes, revistiendo sus mandiles e insignias del Grado que hayan alcanzado, y en medio de un decorado altamente significativo, tienen la oportunidad de recibir la formación esotérica que, durante siglos, ha convertido a los que han seguido el sendero de la Rosa + Cruz en adelantados en el conocimiento.

ANTIGUOS ARCHIVOS

En la Sede Soberana de la Orden Rosacruz se guardan antiguos tratados, viejos libros, venerables documentos de muchos siglos atrás, en los que se preserva la Sabiduría Rosacruz que, puesta en un lenguaje moderno, forma parte de las enseñanzas que nuestra Orden Venerable transmite a sus miembros.

Es para nosotros un verdadero placer compartir con los visitantes de nuestra web imágenes auténticas de algunos de los tesoros bibliográficos a los que hemos hecho referencia y que establecen un vínculo tradicional y simbólico entre los Maestros Rosacruces de siglos anteriores y nuestra institución, la Orden Rosacruz.

 

Es esta una pequeña muestra, aunque selectiva, de los muchos libros y tratados antiguos que se mantienen en nuestros fondos documentales, que constituyen un gran compendio de la sabiduría acumulada durante siglos por la Orden Rosacruz y que se ha venido transmitiendo a nuestros miembros como un secreto precioso.